La Hepatitis Aguda Infantil llegó a México ¿Por qué ha causado alarma?

Compártelo con alguien

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

La Hepatitis Aguda Infantil llegó a México ¿Por qué ha causado alarma?

Nacional | 13/05/2022 | Gelmin González

A inicios de mes la Organización Mundial de la Salud (OMS) lanzó una alarma sanitaria por el aumento de casos de hepatitis aguda infantil que ha causado pánico a nivel mundial. El día de ayer, la Secretaría de Salud de Nuevo León informó los primeros cuatro casos con esta enfermedad en el país.

Hoy en día se estima que en el mundo hay aproximadamente 300 casos reportados de infantes con hepatitis aguda, el primer caso se reportó en abril durante el mes pasado.

Esta enfermedad se caracteriza por inflamación del hígado, alteración de encimas hepáticas, ictericia (piel y mucosa amarilla), dolor abdominal, vómito, diarrea y fiebre.

El tratamiento es básico, consiste en aliviar el dolor y estabilizar al paciente en caso de ser ingresado en estado de emergencia. Al desconocer el tipo de virus y su transmisión se recomienda tener los cuidados de higiene básicos como el lavado de manos, evitar compartir alimentos y bebidas, desinfectar los objetos y hacer el estornudo de etiqueta.

El brote de la enfermedad se catalogó como inusual principalmente porqué las pruebas que se les han hecho a los pacientes descartan que sea una hepatitis viral conocida, otro de los factores que también encendió las alarmas fue el grupo de edad al que ha llegado este virus desconocido, los pacientes son menores de 10 años.

Médicos e investigadores han aclarado que no es extraño que aparezcan casos de hepatitis con origen desconocido, lo que sí ha sido distinto es que se estén dado tan rápidamente y en niños con un perfil similar.

La OMS ha declarado que ya se encuentra trabajando en encontrar las causas del virus para poder orientar futuras acciones clínicas y de salud pública, en alianza con distintas autoridades internacionales han llegado a la conclusión de que probablemente lo que suceda en las siguientes semanas es un incremento en los casos que será de ayuda para los investigadores pues permitirá ver conexiones epidemiológicas más claras.

Mientras tanto se ha exhortado a mantener la calma, esperar comunicados oficiales y esperar que los próximos casos sean más leves.

 

El caso de los primeros pacientes mexicanos con esta enfermedad está siendo monitoreado por elementos de hospitales públicos y privados del estado de Nuevo León, su estado es estable y su evolución será compartida por las autoridades sanitarias en los próximos días.