Verdades y retos de las mamás emprendedoras en México

Verdades y retos de las mamás emprendedoras en México

Lazos | 17/05/2022 | Gelmin González

En 2020 se reveló que en México, cuatro de cada diez prestamos son solicitados por madres emprendedoras. El ser mamá en el país representa vivir en precariedad laboral y con desigualdad salarial, es por esto que una cantidad significativa de mujeres han decidido comenzar sus negocios con la intención de obtener un ingreso económico de forma segura e individual.

Yotepresto.com, Fintech de préstamos, compartió en 2020, una serie de estadísticas en las mostraron la importancia de las madres emprendedoras para la economía del país. Los motivos por los que las mamás mexicanas piden un préstamo son: ampliar su negocio, pagar sus deudas, gastos familiares, vivienda, educación y comprar un automóvil.

El Covid-19 llegó a México y al mundo a crear una brecha laboral aún más grande de la que ya existía. Según informó la OCCMundial, el 59% de las madres profesionistas se quedó desempleada por la pandemia, de ese porcentaje, el 13% se dedicó al cuidado de los hijos, 6% al hogar, 6% emprendió un negocio propio y 8% adquirió un empleo informal.

Uno de los factores por el cual una gran parte de las mujeres que quedaron en desempleo no quisieron emprender un negocio es por que esto representa tener recursos económicos medianamente estables, a pesar de esto, las madres de familia que decidieron tomar el camino del emprendimiento han tratado de demostrar que esta creencia no siempre es cierta.

Algunos de los consejos que se les da a las personas que quieren comenzar a emprender son: analizar las tendencias de mercado, definir el público al que quieren llegar, analizar la competencia, hacer publicidad sencilla a través de redes sociales, definir costos y crear un plan económico.

La venta de artículos de moda, la organización de eventos o manejo de catering y las clínicas de masajes, son tres emprendimientos que actualmente se encuentran con un crecimiento exponencial y un hueco importante en la explotación de sus nichos, además se caracterizan por ser sencillos y por garantizar un retorno de inversión en poco tiempo.

Emprender un negocio no es fácil, en los últimos años ha aumentado se ha querido popularizar el emprendimiento como un estilo de vida flexible y sin complicaciones, sin embargo, detrás de cada éxito existen sacrificios, inversiones y barreras, si bien, es una alternativa para crecer económica y personalmente, las mujeres y hombres que busquen tomar este camino deben de tomar en cuenta los pros y los contras para impulsar un negocio que pueda ser un cambio significativo en sus vidas.